Creative-content-FB

Creative content: La teoría del humor.

Share on Facebook
Share on Twitter
Share on Google+
Share on LinkedIn
+

Haga mejor contenido con la Teoría del Humor, ¡comprobado!

Levantá la mano si esto te ha pasado: Tu agencia digital te trae una estrategia para captar fans Millennials en Facebook, Instagram, Snapchat y lo que sea que inventen después. Te prometen un aumento de engagement rate, más likes, el cielo y la tierra endulzado con los “buzzwords” más recientes. Todo suena lindísimo hasta que llega el primer reporte de resultados: cero crecimiento, tus fans ni se parecen a su público meta y nadie interactúa con su contenido.

Pueden haber muchas razones por las que esta estrategia no está funcionando, pero la más común también es la más sencilla: La gente se aburre con tu contenido. Duele pero es cierto, nadie se despierta en la mañana a ver qué publicó una marca en Facebook, y mucho menos si es publicidad sin gracia. Lo que sí se ve, disfruta y comparte es el humor, y vos podrías aprovechar esto para hacer que tu marca sea mucho más relevante en el torrente de información que la gente recibe en sus diversos feeds.

No es lo mismo que se rían de tu marca a que se rían con ella. La idea no es ridiculizarse, sino buscar crear contenidos que activen el sentido del humor de la gente. Para eso se pueden aplicar varias metodologías que van más allá de preguntarle al chistosín de la oficina, créalo o no, existe toda una comunidad científica que estudia el humor, su efecto en las personas y las formas más fáciles para generar sonrisas.

Hay muchas teorías del humor, una de las más recientes (y mi favorita) se llama la Teoría de Transgresión Benigna. Básicamente es un hack para crear algo gracioso que se puede modular para evitar un chiste pasado que podría convertirse en un incendio para el pobre Community Manager. La premisa central está en mezclar una transgresión a lo establecido con algo benigno que evite que su audiencia se ponga demasiado incómoda.

teoría_transgenica_humor

Te pongo un ejemplo: Los más cínicos nos reiríamos si alguien va caminando en la calle, se resbala con una cáscara de banano y cae de cara. Aquí tenemos una situación de transgresión benigna, pasó algo que no debía pasar pero sin llegar a ser demasiado trágico. Si en esa caída la persona termina con la nariz rota dejando sangre por todo lado, el lado benigno de la ecuación es opacado por la transgresión, se pierde el balance y el intento de humor falla (a menos que su target sean psicópatas asesinos).

Conocé más sobre esta teoría en nuestro Slideshare, ¡en bandeja de oro, solo para vos!

No le tengás miedo a la risa, tu marca se puede beneficiar de tener una comunidad más interesada en lo que tiene que decir. Te recomiendo este libro y si querés saber más sobre la Transgresión Benigna, y conversar de esta u otras formas para tener una presencia más fuerte en redes sociales y el panorama digital visitanos acá. 

Share on Facebook
Share on Twitter
Share on Google+
Share on LinkedIn
+
No Comments

Post a Comment

2 × dos =